Guía para escalar la IoT Industrial en el sector manufacturero

Integrando los negocios, la organización y la tecnología, los líderes de la industria manufacturera pueden posicionar a sus compañías para extraer el máximo beneficio de la IoT Industrial.

Debido a la miríada de tecnologías digitales con potencial para mejorar el desempeño operacional de compañías de todos los sectores, puede ser complicado para sus líderes decidir a cuáles apostar. Para el sector manufacturero, una de las áreas de inversión está clara: la Internet de las Cosas Industrial. Conocida también como IIoT o Industria 4.0, esta tecnología es la llave para lograr reducciones drásticas de los tiempos de inactividad, nuevos modelos de negocios y una experiencia de cliente superior.

Sidebar

La pandemia de COVID-19 ha resaltado cómo la IIoT puede mejorar además la resiliencia organizacional de cara a eventos catastróficos. Las herramientas de gestión digital y la conectividad, por ejemplo, han permitido a las compañías reaccionar más veloz y eficientemente a los cambios en el mercado, haciendo ajustes rápidos en la capacidad de producción y dando soporte a las operaciones remotas cuando el acceso a una planta está vedado.

Muchas organizaciones manufactureras de hecho ya están realizando pilotos de iniciativas digitales en la IIoT. Sin embargo, a pesar de los vientos de cola generados por la caída de los costos del hardware y mejoras en la integración de IIoT, conectividad, y usabilidad y gestión de plataformas, son pocos los fabricantes que han podido escalar exitosamente sus casos de uso de IIoT y alcanzar beneficios operacionales o económicos significativos.

A menudo se culpa por ello a una combinación de desafíos técnicos y organizacionales. Del lado técnico, muchas compañías todavía están luchando con problemas de antaño, entre ellos cómo convivir con sistemas y entornos de aplicaciones heterogéneos o cómo determinar qué funciones (por ejemplo, gestión de cadena de abastecimiento, operaciones de fabricación, mantenimiento de plantas, administración de activos) deben ser soportadas por cuáles aplicaciones y sistemas técnicos (e.g., plataformas IIoT o ERP). También existe el dilema sobre dónde deberían desplegarse estos sistemas – en el piso de fabricación o en la nube –, una cuestión que tiene sus orígenes en el mecanismo de gobierno entre TI y TO (tecnología operacional), las plantas y las funciones corporativas.

Por el lado de la organización, las empresas son reacias a modificar procesos de negocios u optimizar soluciones de IIoT para posibilitar una aplicación más amplia, dejando por lo tanto valor significativo desaprovechado. Las personas y los procesos deben enfocarse en capturar los beneficios de los insights que la IIoT puede generar con los datos disponibles y maximizar el valor de la tecnología. Para ello se requiere un compromiso del liderazgo que garantice que la IIoT no es simplemente una iniciativa de TI o de TO, sino un esfuerzo común a toda la organización.

Para entender los facilitadores clave de la captura de valor a escala, recurrimos a nuestro extenso trabajo de investigación de compañías que escalaron con éxito la IIoT para así ofrecer a los líderes del sector consejos prácticos sobre cómo orientar estratégicamente sus negocios, su organización y la tecnología hacia el éxito.

El informe resultante, Cómo apalancar la IoT Industrial y las tecnologías avanzadas para la transformación digital en manufactura, ofrece hojas de ruta detalladas para siete facilitadores en tres áreas:

  1. Negocios
    1. Identificación y priorización de casos de uso
    2. Despliegue y aplicación en planta
  2. Organización
    1. Gestión de los cambios y del desempeño
    2. Desarrollo de competencias y nuevas formas de trabajar
  3. Tecnología
    1. IIoT e infraestructura de datos – diseño de plataforma básica, incluida ciberseguridad de TI-TO
    2. Plataforma de IIoT – el imperativo de la nube en manufactura
    3. El ecosistema tecnológico

A continuación proponemos un breve debate sobre estos procesos facilitadores (ver detalles completos en el informe).

IIoT y el negocio: Identificar, priorizar y desplegar casos de uso clave

Para generar una lista exhaustiva de casos de uso deberán utilizarse abordajes top-down y bottom-up. Los líderes deben entonces priorizar los casos de uso sistemáticamente, teniendo en cuenta el posible impacto financiero y su facilidad de implementación (Gráfico 1).

We strive to provide individuals with disabilities equal access to our website. If you would like information about this content we will be happy to work with you. Please email us at: McKinsey_Website_Accessibility@mckinsey.com

Los casos de uso son analizados en términos de potencial de replicación en el resto de la red del productor. Mientras que algunos casos de uso se ejecutarán una sola vez, otros serán replicables al menos una vez, e idealmente varias. Un caso de uso tipo “faro”, de amplio alcance y escalable que resuelva un problema particular por primera vez, suele ser un buen punto para comenzar a generar momentum. Desde el inicio, el equipo de desarrollo necesita enfocarse no solo en la implementación técnica, sino además dedicar tiempo a codificación, capacitación, tutoriales y otros mecanismos de soporte para facilitar el rápido escalamiento y despliegue a otras localizaciones.

Los productores deben elaborar su plan de acción y desarrollar las competencias requeridas para desplegar los casos de uso en diferentes lugares, sin dejarse distraer por los requerimientos locales de la solución. El Gráfico 2 muestra un ejemplo del plan de acción de un fabricante de automóviles a lo largo de las tres olas de despliegue de un caso de uso.

We strive to provide individuals with disabilities equal access to our website. If you would like information about this content we will be happy to work with you. Please email us at: McKinsey_Website_Accessibility@mckinsey.com

IIoT y la organización: Desempeño, competencias y cultura

Superar las barreras organizacionales es un requisito previo para administrar eficazmente los aspectos tecnológicos del despliegue de la IIoT en manufactura. En primer lugar, los líderes deben definir metas claras para la transformación y designar un equipo responsable por monitorear los avances. Este equipo garantizará que la implementación mantenga el rumbo, identificando desviaciones y definiendo medidas de mitigación rápidamente para volver a encarrilarla.

En segundo lugar, preparar a la organización para el éxito con la IIoT también implica cambios en las estructuras organizacionales, los tipos de colaboración y los perfiles y roles laborales. Como resultado, se requieren una nueva manera de trabajar y un nuevo conjunto de competencias, en especial con la convergencia de TI y TO. Esta estructura debe incluir los siguientes elementos:

  • Un modelo de gobierno común
  • Procesos armonizados para TI y TO
  • Gestión centralizada de datos y seguridad.

Adicionalmente, deben identificarse y cultivarse todas las competencias asociadas al desarrollo, el despliegue y la operación de casos de uso de IIoT, incluida la capacitación del personal interno y la contratación de nuevos talentos (Gráfico 3).

We strive to provide individuals with disabilities equal access to our website. If you would like information about this content we will be happy to work with you. Please email us at: McKinsey_Website_Accessibility@mckinsey.com

IIoT y la tecnología: Diseñar la plataforma, subirla a la nube y construir el ecosistema

Los fabricantes tendrán que tomar decisiones sobre tecnología en tres niveles: plataforma, nube y ecosistema.

El diseño de la plataforma está enfocado principalmente en crear la arquitectura futura para la IIoT. Es fundamental para ello la integración TI-TO, y los productores están descubriendo que los sistemas tradicionales de gestión de las operaciones de manufactura y de su ejecución, diseñados en torno a una planta, no son aptos para esa tarea. Para crear un stack tecnológico verdaderamente integrado, los empresarios necesitan evaluar las configuraciones de TI y TO heredadas, diseñar el estado futuro que viabilice los casos de uso seleccionados, potencialmente seleccionar un socio que dé soporte a la implementación de la plataforma, y gestionar los desafíos de ciberseguridad inherentes a la convergencia de TI y TO.

El imperativo de la nube para la transformación de IIoT en manufactura es evidente: si bien los ahorros de costos de TI son poco significativos, la nube provee importantes beneficios para la compañía, como acceso a nuevos motores de inteligencia artificial (IA) y aprendizaje automático (ML), un entorno de experimentación de tipo “sandbox”, y conexiones con nuevos productos y servicios como herramientas de ventas a través del ecosistema de socios de la nube. Para lograr esto, el primer objetivo será obtener resultados en el corto plazo, por ejemplo siendo inteligentes a la hora de decidir qué aplicaciones migrar a la nube y en qué secuencia. Luego habrá que implementar un modelo de gobierno sólido para gestionar de cerca la transformación (Gráfico 4). Y también se deberá formar un equipo de infraestructura con la capacidad y el mandato de crear y administrar plantillas, arquitecturas y servicios estandarizados para su uso por los equipos de desarrollo.

We strive to provide individuals with disabilities equal access to our website. If you would like information about this content we will be happy to work with you. Please email us at: McKinsey_Website_Accessibility@mckinsey.com

Los ecosistemas serán esenciales para el éxito de los fabricantes en la IIoT, y el hecho de que la compañía siente las bases para construir un ecosistema o simplemente se sume a uno existente dependerá del punto de partida y de las aspiraciones. Cualquiera sea la decisión, lo primero que la empresa deberá entender es que una plataforma sólida en la que crear y gestionar aplicaciones, ejecutar herramientas analíticas, y almacenar y proteger los datos es fundamental para extraer valor de un ecosistema. También será clave crear un ecosistema en el cual los socios representen una diversidad suficiente en términos de habilidades y propuestas de valor. Para la mayoría de los jugadores más destacados, un híbrido entre un ecosistema altamente diverso y uno monolítico ofrece el balance óptimo de facilidad de gestión y aprovisionamiento eficiente. Las compañías líderes también están formando equipos de desarrollo de negocios industriales para apalancar las contribuciones de los demás participantes del ecosistema.


Un abordaje holístico de la IIoT, que considere los elementos fundamentales de la organización y del negocio en la misma medida que la tecnología, puede ayudar a los fabricantes a superar los obstáculos entre implementar casos de uso escalables y completar el despliegue en toda la organización capturando todo el valor disponible. Nuestro informe completo, Cómo apalancar la IoT Industrial y las tecnologías avanzadas para la transformación digital en manufactura, provee una guía práctica para alcanzar el éxito, apoyada por un conjunto de casos del mundo real.

Explore a career with us

Related Articles